Colección de discursos agrupados numéricamente

4.28. Nobles linajes

“Monjes, he aquí, esos cuatro nobles linajes principales, de larga reputación, tradicionales, ancestrales, prístinas, nunca antes adulteradas, las cuales, no siendo adulteradas antes, tampoco serán adulteradas [en el futuro], y que no han sido repudiadas por los sabios ascetas y brahmanes. Y, ¿cuáles son esos cuatro?

“He aquí, monjes, el monje se contenta con cualquier clase de hábito y habla maravillas de este contentamiento por cualquier clase de hábito. No hace nada inapropiado ni nada indebido con el propósito de conseguir el hábito. Al no tener hábito alguno, no se preocupa. Y cuando consigue alguno, lo usa sin apegarse a él, apropiada e inocentemente, viendo el peligro en él y discerniendo de él el escape. No comenta a nadie sobre su contentamiento de cualquier clase de hábito, no se exalta a sí mismo por eso ni desestima a otros [que no tienen este contentamiento]. Es hábil en esto, enérgico, atento y consciente. De este monje se dice, monjes, que permanece firme en el ancestral y no adulterado noble linaje.

“Además, monjes, el monje se contenta con cualquier clase de comida de las limosnas y habla maravillas de este contentamiento por cualquier clase de comida de las limosnas. No hace nada inapropiado ni nada indebido con el propósito de conseguir la comida de las limosnas. Al no tener la comida de las limosnas, no se preocupa. Y cuando consigue alguna, la usa sin apegarse a ella, apropiada e inocentemente, viendo el peligro en ella y discerniendo de ella el escape. No comenta a nadie sobre su contentamiento de cualquier clase de comida de las limosnas, no se exalta a sí mismo por eso ni desestima a otros [que no tienen este contentamiento]. Es hábil en esto, enérgico, atento y consciente. De este monje se dice, monjes, que permanece firme en el ancestral y no adulterado noble linaje.

“Además, monjes, el monje se contenta con cualquier clase de alojamiento y habla maravillas de este contentamiento por cualquier clase de alojamiento. No hace nada inapropiado ni nada indebido con el propósito de conseguir el alojamiento. Al no tener el alojamiento, no se preocupa. Y cuando consigue alguno, lo usa sin apegarse a él, apropiada e inocentemente, viendo el peligro en él y discerniendo de él el escape. No comenta a nadie sobre su contentamiento de cualquier clase de comida de alojamiento, no se exalta a sí mismo por eso ni desestima a otros [que no tienen este contentamiento]. Es hábil en esto, enérgico, atento y consciente. De este monje se dice, monjes, que permanece firme en el ancestral y no adulterado noble linaje.

“Además, monjes, el monje encuentra el placer y el deleite en abandonar [los perjudiciales estados mentales] y hacer surgir [los estados mentales beneficiosos]. No comenta a nadie sobre su placer y deleite en abandonar [los perjudiciales estados mentales] y hacer surgir [los estados mentales beneficiosos], no se exalta a sí mismo por eso ni desestima a otros [que no tienen este contentamiento]. Es hábil en esto, enérgico, atento y consciente. De este monje se dice, monjes, que permanece firme en el ancestral y no adulterado noble linaje.

“Estos son, monjes, los cuatro nobles linajes principales, de larga reputación, tradicionales, ancestrales, prístinas, nunca antes adulteradas, las cuales, no siendo adulteradas antes, tampoco serán adulteradas [en el futuro], y que no han sido repudiadas por los sabios ascetas y brahmanes.

“Por eso, monjes, si el monje posee estos cuatro morando en el este, él vence el descontento y no el descontento a él; morando en el 0este, él vence el descontento y no el descontento a él; morando en el norte, él vence el descontento y no el descontento a él; morando en el sur, él vence el descontento y no el descontento a él. Y, ¿por qué así? Porque es alguien que está firme en vencer el descontento y el deleite.”

El descontento no vence al que está firme
el que está firme no está vencido por el descontento.
El que está firme vence al descontento,
para alguien que está firme el descontento está vencido.
¿Quién puede obstruir al disipador?
¿Quién ha descartado todo el kamma?
¿Quién puede culpar a alguien que es como
una moneda de oro fino?
Hasta los devas alaban a alguien semejante;
también está alabado por Brahma.