Majjhima Nikaya 23

Vammika Sutta

El hormiguero

Esto he escuchado: En una ocasión, el Bienaventurado estaba morando en Savatthi, en la arbolada de Jeta, en el Parque de Anathapindika. Al mismo tiempo, el venerable Kumara Kassapa estaba morando en la arboleda del Hombre Ciego.

Entonces, cuando la noche estaba bien avanzada, cierta deidad de hermosa apariencia, que iluminaba entera la arboleda del Hombre Ciego, se acercó junto el venerable Kumara Kassapa y se paró a un lado. Estando así parado le dijo:

“Monje, monje, este es el hormiguero que humea de noche y flamea de día.

“Así habló el brahmán: ‘Cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio el barrote: ‘El barrote, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘Desecha el barrote; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio al sapo: ‘El sapo, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha al sapo; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio la bifurcación: ‘bifurcación, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha la bifurcación; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio el cedazo: ‘el cedazo, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha el cedazo; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio la tortuga: ‘la tortuga, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha la tortuga; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio el cuchillo del carnicero y el zoquete: ‘el cuchillo del carnicero y el zoquete, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha el cuchillo del carnicero y el zoquete; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio un pedazo de carne: ‘un pedazo de carne, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘desecha el pedazo de carne; cava con el cuchillo tú el sabio’. Cavando con el cuchillo el sabio vio la serpiente Naga: ‘la serpiente Naga, oh venerable señor’.

“Así habló el brahmán: ‘deja la serpiente Naga, no hagas daño a la serpiente Naga, honra a la serpiente Naga’.

“Monje, debería ir junto al Bienaventurado y preguntarle acerca de este acertijo. Así como el Bienaventurado te lo va a explicar, así deberías recordarlo. Monje, a parte del Tathagata, el discípulo de Tathagata o alguien que aprendió con ellos, no veo a nadie más en este mundo con sus dioses, Maras y Brahmas, en esa generación con sus ascetas y brahmanes, sus príncipes y su gente, que fuera capaz de explicar este acertijo de manera satisfactoria”.

Esto es lo que dijo la deidad, la cual se desvaneció luego de una vez.

Entonces, cuando terminó la noche el venerable Kumara Kassapa se fue junto al Bienaventurado. Después de haberle rendido homenaje, se sentó a un lado y le contó todo lo sucedido agregando: “Venerable señor, ¿qué es el hormiguero que humea de noche y flamea de día? ¿Quién es el brahmán, quién el hombre sabio? ¿Qué es el cuchillo, qué es cavar, qué es el barrote, qué es el sapo, qué es la bifurcación, qué es el cedazo, qué es la tortuga, qué es el cuchillo del carnicero y el zoquete, qué es el pedazo de carne y qué es la serpiente Naga?”.

“Monje, el hormiguero es el símbolo de este cuerpo, hecho de forma material, consistente en cuatro grandes elementos, procreado por la madre y el padre, crecido sobre la base de arroz cocido y mazorca, y sujeto a la transitoriedad, al deterioro y la fricción, a la disolución y desintegración.

“Aquello que uno piensa y pondera por la noche sobre la base de las acciones hechas durante el día, es lo que ‘humea de noche’.

“Las acciones que uno comete durante el día a través del cuerpo, el habla y la mente después de haberlos pensado y ponderado durante la noche, es lo que ‘flamea de día’.

“El brahmán es el símbolo del Tathagata, realizado y plenamente iluminado. El hombre sabio es el símbolo del monje de alto entrenamiento. El cuchillo es el símbolo de la noble sabiduría. El cavar es el símbolo del surgimiento de la energía.

“El barrote es el símbolo de la ignorancia. ‘Desecha el barrote: abandona la ignorancia. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“El sapo es el símbolo de desesperanza [que llega] a través de la ira. ‘Desecha al sapo: abandona la desesperanza [que llega] a través de la ira. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“La bifurcación es el símbolo de la duda. ‘Desecha la bifurcación: abandona la duda. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“El cedazo es el símbolo de los cinco impedimentos, es decir, el impedimento del deseo sensorial, el impedimento de animadversión, el impedimento del letargo y la pereza, el impedimento de la preocupación y el remordimiento, y el impedimento de la duda. ‘Desecha el cedazo: abandona los cinco impedimentos. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“La tortuga es el símbolo de los cinco cúmulos de apego, es decir, el cúmulo de la forma de apego, el cúmulo de la sensación de apego, el cúmulo de la percepción de apego, el cúmulo de las formaciones mentales de apego, el cúmulo de la consciencia de apego. ‘Desecha la tortuga: abandona los cinco cúmulos de apego. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“El cuchillo del carnicero y el zoquete son el símbolo de las cinco cuerdas de los placeres sensuales: formas cognoscibles a través del ojo, que son agradables, deseables, atrayentes y seductoras, conectadas con el deseo sensorial y originadoras de codicia; sonidos cognoscibles a través del oído… olores cognoscibles a través de la nariz… sabores cognoscibles a través de la lengua y objetos tangibles cognoscibles a través del cuerpo, que son agradables, deseables, atrayentes y seductores, conectados con el deseo sensorial y originadores de codicia. ‘Desecha el cuchillo del carnicero y el zoquete: abandona las cinco cuerdas de los placeres sensuales. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“El pedazo de carne es el símbolo del deleite y la codicia. ‘Desecha el pedazo de carne: abandona el deleite y la codicia. Cava con el cuchillo tú el sabio’. Este es el significado.

“La serpiente Naga es el símbolo del monje que ha destruido las contaminaciones. ‘Deja la serpiente Naga, no hagas daño a la serpiente Naga, honra a la serpiente Naga’. Este es el significado”.

Esto es lo que el Bienaventurado dijo y el venerable Kumara Kassapa fue satisfecho y se deleitó en las palabras del Bienaventurado.