Colección de discursos agrupados temáticamente

Sucimukhi Sutta

28.10. Discurso con Sucimukhi

En una ocasión, el Venerable Sariputta estaba morando en la arboleda de los bambúes, cerca de Rajagaha, donde acuden las ardillas en busca de la comida.

Entonces, una mañana temprano, el Venerable Sariputta se vistió y, tomando se cuenco y el hábito exterior, entró en Rajagaha en busca de las limosnas. Y después de haber recorrido el Rajagaha en su habitual ronda en busca de la comida, se alimentó de la comida de las limosnas inclinando sobre una muralla.

Entonces, la asceta errante femenina Sucimukhi se acercó al Venerable Sariputta y le dijo: “Asceta, ¿estás comiendo hacia abajo?”

“No estoy comiendo hacia abajo, hermana”.

“Entonces, asceta, ¿estás comiendo hacia arriba?”

“No estoy comiendo arriba, hermana”.

“Entonces, asceta, ¿estás comiendo los [cuatro] confines?”

“No estoy comiendo hacia los [cuatro] confines, hermana”.

“Entonces, asceta, ¿estás comiendo hacia una dirección intermedia?”

“No estoy comiendo hacia una dirección intermedia, hermana”.

“Cuando se te preguntó, asceta, si estabas comiendo hacia abajo, respondiste: ‘no estoy comiendo hacia abajo, hermana… No estoy comiendo hacia una dirección intermedia, hermana’; entonces, ¿cómo es que estés comiendo, asceta?”

“Hermana, aquellos ascetas y brahmanes que se ganan la vida a través del degradado arte de la geometría –un inapropiado medio de vida- son llamados ascetas y brahmanes que comen hacia abajo. Aquellos ascetas y brahmanes que se ganan la vida a través del degradado arte de la astrología –un inapropiado medio de vida- son llamados ascetas y brahmanes que comen hacia arriba. Aquellos ascetas y brahmanes que se ganan la vida comprometiéndose ir a hacer diligencias y ejecutar mandados –un inapropiado medio de vida- son llamados ascetas y brahmanes que comen hacia los [cuatro] confines. Aquellos ascetas y brahmanes que se ganan la vida a través del degradado arte de la quiromancia –un inapropiado medio de vida- son llamados ascetas y brahmanes que comen hacia una dirección intermedia.

“Hermana, yo no me gano la vida de ninguna de esas inapropiadas maneras como lo son el degradado arte de la geometría, el degradado arte de la astrología, comprometerse ir a hacer diligencias y ejecutar mandados o el degradado arte de la quiromancia. Yo busco las ofrendas de las limosnas apropiadamente y, habiéndolos buscado así, me alimento de la comida de las limosnas apropiadamente.”

Entonces, la asceta errante femenina Sucimukhi se fue de calle en calle, de parque en parque de Rajagaha anunciando esto: “los ascetas que siguen a los hijos de los sakyas se alimentan rectamente; consumen la comida irreprochable. Ofrendad limosnas a los ascetas que siguen a los hijos de los sakyas”.