Colección de discursos agrupados temáticamente

Udaya Sutta

7.12. Udaya

En Savatthi. Entonces, por la mañana temprano, el Bienaventurado se vistió, tomó su cuenco y hábito exterior, y se acercó a la residencia del brahmán Udaya. En esta ocasión, el brahmán Udaya llenó el cuenco del Bienaventurado con arroz. Y por segunda vez, por la mañana temprano, el Bienaventurado se vistió… y el brahmán Udaya llenó el cuenco del Bienaventurado con arroz. Y por tercera vez el Bienaventurado se vistió, tomó su cuenco y hábito exterior, y se acercó a la residencia del brahmán Udaya. Y por tercera vez el brahmán Udaya llenó el cuenco del Bienaventurado con arroz, después de lo cual dijo al Bienaventurado: “Este molesto asceta Gotama sigue apareciendo una y otra vez”.

[El Bienaventurado:]

“Una y otra vez, siembran la semilla;
Una y otra vez los devas del cielo mandan la lluvia;
Una y otra vez el grano llega a su reino.

“Una y otra vez el mendigo pide limosna;
Una y otra vez los donadores la ofrecen;
Cuando los donadores ofrendan una y otra vez,
Una y otra vez van al cielo.

“Una y otra vez la lechería del pueblo extrae la leche;
Una y otra vez uno se cansa y tiembla;
Una y otra vez el idiota entra en el vientre;
Una y otra vez uno nace y muere;
Una y otra vez le llevan a uno al cementerio.

“Pero cuando uno alcanzó el sendero
Que conduce a la no-renovación de la existencia,
Habiendo llegado a una amplia sabiduría,
Uno ya no nace una y otra vez”.

Cuando se dijo esto, el brahmán Udaya dijo al Bienaventurado:

“¡Excelente, maestro Gotama! ¡Excelente, maestro Gotama! El maestro Gotama esclareció el Dhamma de diferentes maneras, como si enderezara lo que estaba torcido, revelara lo que estaba oculto, mostrara el camino a los que estaban perdidos o sostuviera una lámpara en medio de la oscuridad, de manera tal que los de buena vista pudieran ver las formas. Ahora voy por refugio al maestro Gotama, al Dhamma y al Sangha de los monjes. Que el maestro Gotama me considere como su seguidor laico a partir de ahora, que ha ido por refugio de por vida”.